El Bierzo: un paraíso geológico.

El Bierzo: un paraíso geológico.
LA CARA OCULTA DE LAS MÉDULAS: el cañón de La Balouta, la cueva de la Palombera.

martes, 25 de noviembre de 2014

PECES PICNODONTES: las mandíbulas trituradoras del Cretácico Inferior

Podían triturar toda clase de conchas y caparazones: desde las conchas de los moluscos hasta los calcáreos esqueletos de los corales. Estos peces patrullaban los fondos marinos del Cretácico. De tamaño y forma  similares al de una piraña, se movían con agilidad en busca de sus presas... Una gran innovación les permitía romper los caparazones de sus presas: la placa vomeriana.....


Aquí vemos a un Gyrodus con su típica forma. Si quieres conocer más sobre estos curiosos peces, pincha en la solapa "Peces pycnodontes".

jueves, 13 de noviembre de 2014

LOS OJOS DEL DEVÓNICO: una innovación tecnológica en el mundo de los trilobites.

Hace 400 millones de años unos primitivos artrópodos habían desarrollado unos ojos especiales, diseñados para escrutar los fondos marinos. La gran novedad de estos ojos es que eran enteramente minerales: un sistema de cilindros de carbonato cálcico cristalizado al estilo del aragonito. Su transparencia y la curvatura de la lente estaba perfectamente adaptada a la luz que le llegaba a través del agua de los mares costeros. 


Los trilobites del grupo Facópida (Phacops) estaban dotados de grandes ojos compuestos formados por hileras de estos cilindros . La imagen obtenida se asemejaría a la de hileras de televisores modernos, que repiten una y otra vez la misma imagen o puede que  fueran capaces de fundirlas parcialmente. Por el momento sólo ellos saben con certeza lo que veían y sobre todo cómo lo veían.

 
Lo que está claro es que en El Bierzo dejaron huellas de su presencia en un ambiente marino costero muy luminoso donde estos trilobites depredadores acechaban a sus presas sirviéndose de esta innovación tecnológica: los ojos esquizocroales.